HIGIENE POSTURAL

A veces la situación de dependencia llega de manera repentina y otras veces el cuidador ve como la situación ha ido empeorando, y cada vez su familiar precisa más ayuda para moverse. Cualquiera de las dos situaciones suponen un esfuerzo físico adicional para el cuidador, que se ve añadido a sus ya quehaceres diarios. Este esfuerzo continuado en el tiempo pone en riesgo la salud física del cuidador, pudiendo llegar a enfermar, complicándose así más la situación.

Higiene postural del dependiente

El manual que se adjunta, se desarrolla ante la necesidad de dar apoyo a través de unas pautas lo más claras posibles a todas las personas cuidadoras, que día a día ayudan a sus familiares en situación de dependencia a realizar sus actividades más básicas de la vida diaria. Se pretende con él proporcionar conocimientos básicos que aplicados en el día a día harán que el cuidador optimice sus esfuerzos, y que al mismo tiempo que realiza sus tareas de atención a la persona a la que cuida con calidad, no se olvide de sí mismo y comience a cuidarse ya, desde un punto de vista físico. Para ello, el manual parte de unas generalidades acerca de la espalda, para a partir de ahí dar a conocer pautas básicas de higiene postural para las actividades de la vida diaria del cuidador, y por supuesto para atender aspectos de la atención directa de la persona en situación de dependencia, como: movilizaciones, transferencias y cambios posturales. Lo primero que tiene que procurar el cuidador es concienciarse de lo importante que resulta cuidarse a sí mismo, para poder seguir prestando esa ayuda tan necesaria para la persona en situación de dependencia.

Para ver el manual pincha aquí La tarea de cuidar_Higiene postural, movilización y transferencias

ESTIRAMIENTO PARA EL CUADRICEPS

Antes de leer esta entrada de blog recomiendo recapitular la entrada de “Estiramientos” en la que se explica las bases a respetar antes de realizar cualquier ejercicio de estiramiento.

Imagen de previsualización de YouTube

INDICACIONES

  • Después de actividades deportivas intensas con saltos y carrera
  • Cuando exista sensación de sobrecarga en la zona

PRECAUCIONES

  • Sospecha de rotura fibrilar por dolor agudo o punzante
  • Procesos reumáticos importantes
  • cuando la posición provoque dolor en alguna zona circundante

Para estirar el cuádriceps hay que tener en cuenta que es un musculo biarticular. Esto significa que para realizar un estiramiento efectivo del mismo debemos estabilizar primero la pelvis.

Para cuádriceps muy tensos recomiendo la postura boca abajo, ya que de esta manera evitamos posiciones compensatorias por tensión. Por ejemplo, para estirar el cuádriceps derecho debemos coger el pie con la mano derecha y aproximar el talón al glúteo.

 

DSCF2844

En caso de molestias en la rodilla por artrosis u otras causas podemos estirarlo en posición decúbito lateral. Debemos evitar que la zona lumbar se  arquee al traccionar  el tobillo hacia el glúteo. Si necesitamos sentir mas tensión en el músculo podemos ayudarnos empujando con el pie de la pierna inferior la rodilla superior, tal como se muestra en la foto.

DSCF2843

Para cuádriceps de elasticidad normal, podemos adquirir la posición que se muestra en la siguiente imagen. Tenemos que asegurarnos de sentarnos sobre el talón opuesto a la pierna que se va a estirar para que la pelvis permanezca bien horizontal al suelo.  Para no perder el equilibrio del cuerpo, la mano de apoyo debe situarse del lado de la pierna que se estira. Del mismo modo, el peso del cuerpo debe caer hacia este lado para que la inserción pélvica se aleje, resultando el estiramiento mas intenso.

DSCF2845

NO USAR ESTA OPCIÓN EN PROBLEMAS DE RODILLAS

La última foto indica la posición de estiramiento mas intensa, indicada para cuádriceps muy flexibles. Debemos controlar que la pelvis esté siempre por delante de la rodilla de la pierna a estirar para que el estiramiento resulte mas intenso.

DSCF2846

NO USAR ESTA OPCIÓN EN PROBLEMAS DE RODILLAS

Anatomía del músculo cuádriceps

En cuanto a la anatomia del cuadriceps, lo primero que cabe decir es que se encuentra en la parte anterior del muslo, y que es un músculo muy potente y con un gran volumen. Es un músculo que participa al correr, saltar, subir y bajarescaleras, transportar un objeto pesado… De ahí que sea tan importante mantenerlo bien en forma.

CuadricepsEl cuádriceps está compuesto por cuatro cabezas o vientres musculares:

  •  Músculo recto femoral (rectus femoris): Tiene su origen en la espina ilíaca anterior inferior y en el surco supraacetabular (borde superior del acetábulo de la articulación de la cadera). Tiene la característica de que es el único biarticular, es decir, que tiene función en dos articulaciones (cadera y rodilla en este caso). En este caso, esflexor de cadera.
  • Músculo vasto medial (interno, o vastus medialis): Se origina en la cara anterior y lateral del fémur (labio medial de la línea áspera y parte distal de la línea iterntrocantérea). Tradicionalmente se había creído que éste vientre muscular era el encargado por sí sólo de los útlimos 15 grados de extensión de rodilla. Esto en la actualidad ya no se considera así, puesto que es muy complicado trabajar el vasto interno sin implicar el resto de vientres musculares.
  • Músculo vasto lateral (externo, o vastus lateralis): Se origina en el labio lateral  de la línea áspera y la superficie lateral de trocánter mayor.
  • Músculo vasto intermedio (vastus intermedius): Se origina en el labio medial de la línea áspera del femur, es decir, en la cara anterior de la diáfisis femoral. Es el más profundo, por lo  que queda por debajo de los otros (no se ve en la imagen de la izquierda).
  • Los cuatro vientres musculares se fusionan en un tendón común que inserta en la rótula, dando lugar al tendón del cuádriceps (por encima de la rótula) y pasando a formar el ligamento patelar o rotuliano, que inserta en la tuberosidad anterior de la tibia.

 

AVISO MUY IMPORTANTE.

  • Esta entrada de blog es para uso informativo y no debe ser usado como sustituto de consejo médico o del fisioterapeuta como recomendación para cualquier plan de tratamiento particular.
  • Es importante que usted dependa del consejo de un médico o Fisioterapeuta para el tratamiento de su caso particular.
  • Como cualquier fuente de información, puede volverse inexacta con el tiempo.

EJERCICIOS PARA MANOS CON ARTROSIS

A continuación se describen cada uno de los 17 ejercicios que forman parte del programa para el tratamiento de la mano del paciente con artrosis. Se Incluyen 7 ejercicios de movilidad, tres de ellos para los cuatro últimos dedos y cuatro para el primer dedo, y 4 ejercicios de fortalecimiento con bandas elásticas. En cada uno de los ejercicios se indica: número, nombre completo, nombre abreviado, objetivo del ejercicio, posición de partida para su realización, modo de ejecución, número de repeticiones aconsejable y, finalmente, un comentario (en algunos casos) sobre alguna peculiaridad concreta sobre el ejercicio que convenga tener presente o indicando, cuando existan, alternativas al mismo.

imagen ejercicios de mano

AUTORES

Ángel Sánchez Cabeza (Terapeuta Ocupacional de la Unidad de Rehabilitación del Hospital Universitario Fundación Alcorcón. Madrid)

José Luis Arana-Echevarría Morales (Terapeuta Ocupacional de la Unidad de Rehabilitación del Hospital Universitario Fundación Alcorcón. Madrid)

Para ver las imágenes pincha  aquí. IMAGENES EJERCICIOS DE MOVILIDAD MANO ARTROSIS

EJERCICIOS DE MOVILIDAD

EJERCICIOS DE MOVILIDAD DE LOS CUATRO ÚLTIMOS DEDOS

EJERCICIO 1

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de apertura y cierre simultáneo de los cuatro últimos dedos de las manos colocadas sobre una mesa.

NOMBRE ABREVIADO. Flexo-extensión de dedos sobre una mesa

OBJETIVO. Mantener o mejorar la movilidad en todo el rango de movimiento de las articulaciones metacarpofalángicas e interfalángicas proximales y distales de los dedos trifalángicos de ambas manos y de los músculos flexores y extensores comunes de los dedos.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con la parte distal de la cara palmar de los antebrazos, las palmas de las manos y la cara palmar de todos los dedos extendidos, apoyados sobre el tablero. Las palmas de ambas manos están colocadas delante del tronco y ligeramente separadas entre sí. Tiene los codos flexionados unos 90º y en pronación y las muñecas en posición neutra. Los cuatro últimos dedos están pegados entre sí. Los primeros dedos están en abducción completa (máxima apertura del primer espacio interdigital) con sus articulaciones interfalángicas extendidas. El eje de ambos pulgares está alineado y la punta de ambos dedos quedan separadas entre sí unos centímetros. Ejecución. Se flexionan y se extienden, rítmicamente y de forma lenta e indolora, los cuatro últimos dedos de ambas manos, sin mover los pulgares. Los dedos se movilizan en todo el rango de movimiento activo posible hasta intentar tocar, sin excesiva presión, con la punta de los dedos en la palma de la mano. Las posiciones finales en cada dirección del movimiento se mantienen 2-3 segundos.

Repeticiones. Se realizan de forma progresiva 3 series de 10 repeticiones con ambas manos a la vez, descansando entre cada serie unos 15 segundos.

COMENTARIO

Se puede hacer con cada mano por separado.

EJERCICIO 2

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de movilización global, articular y de los músculos flexores y extensores de la mano, haciendo un “puño”.

NOMBRE ABREVIADO. Hacer un puño.

OBJETIVO. Mantener la movilidad de las articulaciones metacarpofalángicas e interfalángicas proximales y distales de los dedos de las manos y de los músculos flexores y extensores comunes de los dedos.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con la parte distal de la cara palmar de los antebrazos y las palmas de ambas manos apoyadas sobre su tablero. Tiene los codos flexionados unos 90º, las muñecas en posición neutra y los dedos separados.

Ejecución. Se cierran y se abren ambas manos movilizando los dedos hasta el máximo rango de movimiento activo posible sin dolor, sin incluir el pulgar dentro de los restantes dedos. La velocidad irá en progresión creciente desde el inicio al final del ejercicio.

Repeticiones. Se realizan 3 series de 7 a 10 repeticiones con cada mano.

COMENTARIO

Si es preciso hacer ejercicios de movilidad de modo independiente para las articulaciones metacarpofalángicas, interfalángicas proximales e interfalangicas distales de los dedos se realizarán, en lugar de éste, los ejercicios 8, 9 y 10.

EJERCICIOS DE MOVILIDAD DEL PRIMER DEDO

EJERCICIO 3

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de pinza, con ambas manos, entre primer dedo y dedos segundo y tercero, sucesivamente, con las articulaciones interfalángicas en flexión

NOMBRE ABREVIADO. Hacer la letra O

OBJETIVO. Mantener o mejorar la movilidad del primer dedo en los rangos intermedios de oposición sin sobrecargar la articulación trapecio-metacarpiana.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con la parte distal del borde cubital de los antebrazos y el borde cubital de la muñeca y de la mano apoyados en el tablero. Tiene los codos flexionados unos 90º y las muñecas en ligera flexión dorsal y sin desviación radial ni cubital. Las palmas de ambas manos están una frente a la otra por delante del tronco. Mantiene los dedos trifalángicos pegados entre sí en posición de flexión intermedia de todas las articulaciones y el primer dedo en flexión palmar con ligera flexión de metacarpofalángica e interfalángica.

Ejecución. Se dirige la punta del primer dedo de cada mano a la punta de los dedos segundo y tercero, sucesivamente, efectuando a la vez una flexión de las articulaciones interfalángicas de cada uno de los dedos con los que se hace el movimiento. El contacto entre la punta de los dedos se mantiene unos 2-3 segundos realizando una fuerza equivalente a la necesaria para mantener sujeto un objeto ligero como un papel.

Repeticiones. Se realizan de forma progresiva 3 series de 10 repeticiones con ambas manos a la vez, descansando entre cada serie unos 15 segundos.

COMENTARIO

Se puede hacer con cada mano por separado. Este ejercicio puede efectuar también sin apoyar las manos en la mesa estabilizando los brazos con los codos pegados al costado.

EJERCICIO 4

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de oposición del pulgar

NOMBRE ABREVIADO. Oposición del pulgar.

OBJETIVO. Mantener la movilidad de las articulaciones trapeciometarcapiana, metacarpofalángica e interfalángica del primer dedo y de su musculatura flexora y extensora.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con el codo de la mano con la que se va a realizar el ejercicio flexionado algo más de 90º y apoyado en la mesa. La muñeca está en posición neutra, los dedos segundo al quinto extendidos y el primer dedo extendido y en aducción.

Ejecución. Llevar el pulpejo del primer dedo a la base del quinto y volver a la posición de partida evitando la hiperextensión de la articulación interfalángica.

Repeticiones. Se realizan 3 series de 7 a 10 repeticiones con cada mano.

Repeticiones. Se realizan 3 series de 7 a 10 repeticiones con cada mano.

COMENTARIO

También puede hacerse con el borde cubital del antebrazo apoyado encima de la mesa.

EJERCICIO 5

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio abducción activa del primer dedo de ambas manos mantenido la articulación interfalángica extendida y los demás dedos en extensión

NOMBRE ABREVIADO. Separación del pulgar

OBJETIVO. Mantener o mejorar la apertura del primer espacio interdigital

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con la parte distal de la cara palmar de los antebrazos, las palmas de las manos y la cara palmar de todos los dedos, extendidos, apoyados sobre el tablero. Las palmas de ambas manos están colocadas delante del tronco y ligeramente separadas entre sí. Tiene los codos flexionados unos 90º y en pronación y las muñecas en posición neutra. Los cuatro últimos dedos están pegados entre sí. Los primeros dedos de cada mano están en abducción intermedia (separados unos 45º del segundo dedo) con sus articulaciones interfalángicas extendidas.

Ejecución. Se completa el movimiento de abducción del primer dedo efectuando una apertura máxima del primer espacio interdigital alineando el eje de ambos pulgares sin despegar las muñecas de la mesa. De ese modo las puntas de ambos dedos se acercan entre sí quedando separadas unos centímetros. Se mantiene la posición alcanzada 2-3 segundos y se vuelve a la posición de partida.

Repeticiones. Se realizan de forma progresiva 3 series de 10 repeticiones con ambas manos a la vez, descansando entre cada serie unos 15 segundos.

EJERCICIO 6

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de abducción con flexión palmar activa del primer dedo de ambas manos por encima de una mesa

NOMBRE ABREVIADO. Elevación del pulgar sobre una mesa

OBJETIVO. Mantener o mejorar la movilidad del primer dedo en rangos intermedios de flexión palmar y abducción.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con las manos delante del tronco. Tiene los codos cerca del tronco, flexionados unos 90º, con los antebrazos casi paralelos entre sí en pronación. Mantiene las muñecas en flexo-extensión neutra y con una ligera desviación cubital. La parte distal de las palmas de las manos y la cara palmar de los cuatro últimos dedos están extendidos, pegados entre sí y apoyados sobre el tablero. Los primeros dedos están colocados, bajo el tablero de la mesa a la altura del segundo dedo con la articulación interfalángica extendida.

Ejecución. Se efectúa una abducción del primer dedo sacándolo de debajo del tablero de la mesa. Cuando queda visible se realiza una flexión palmar hasta colocarlo en el mismo plano que los demás dedos y, posteriormente, una aducción hasta que queda junto la borde radial del segundo dedo. En ningún momento se hace presión con el pulgar sobre la mesa. Se mantiene la posición alcanzada 2-3 segundos y se vuelve a la posición de partida.

Repeticiones. Se realizan de forma progresiva 3 series de 10 repeticiones con ambas manos a la vez, descansando entre cada serie unos 15 segundos.

COMENTARIO

Se puede hacer con cada mano por separado.

EJERCICIO 7

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de movilización individual de los músculos extensores de cada dedo.

NOMBRE ABREVIADO. Extensión individual de cada dedo.

OBJETIVO. Movilizar los músculos extensores y las articulaciones metacarpofalángicas de cada dedo.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con la parte distal de la cara palmar de los antebrazos, las palmas de ambas manos y la cara palmar de los dedos apoyadas completamente sobre su tablero. Tiene los codos flexionados unos 90º, las muñecas en posición neutra y los dedos separados.

Ejecución. Se aleja de la mesa cada uno de los dedos por separado, sucesivamente, extendiendo la articulación metacarpofalángica correspondiente sin mover los restantes dedos.

Repeticiones. Se realizarán dos series de 10 repeticiones con cada dedo.

EJERCICIO 8

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de movilización de las articulaciones metacarpofalángicas de los cuatro últimos dedos.

NOMBRE ABREVIADO. Flexión y extensión de metacarpofalángicas de los cuatro últimos dedos.

OBJETIVO. Mantener la movilidad de las articulaciones metacarpofalángicas de los cuatro últimos dedos facilitando el deslizamiento de los tendones de la musculatura extrínseca e intrínseca de las manos.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado al lado de una mesa manteniendo apoyada la cara palmar del antebrazo a lo largo del borde del tablero, que queda junto a la parte lateral deltronco. La palma de la mano está apoyada en la esquina del tablero, con la muñeca en posición neutra, y los cuatro últimos dedos permanecen extendidos y juntos. El pulgar se mantiene en abducción apoyado sobre la mesa. Quedan “al aire” los cuatro últimos dedos a la altura de las articulaciones metacarpofalángicas.

Ejecución. El paciente flexiona las articulaciones metacarpofalángicas de los cuatro últimos dedos (manteniendo las restantes extendidas) sobre el borde de la mesa flexionando con fuerza en los grados finales de movimiento. A continuación extiende de nuevo las articulaciones flexionadas sin despegar la palma de la mano de la mesa.

Repeticiones. Realiza dos series de 10 repeticiones.

COMENTARIO

Este ejercicio se realizará si el ejercicio de hacer un puño es insuficiente para movilizar adecuadamente las articulaciones metacarpofalángicas de los cuatro últimos dedos.

EJERCICIO 9

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de movilización de las articulaciones interfalángicas proximales de los cuatro últimos dedos.

NOMBRE ABREVIADO. Flexión y extensión de interfalángicas proximales de los cuatro últimos dedos.

OBJETIVO. Mantener la movilidad de las articulaciones interfalángicas proximales de los cuatro últimos dedos facilitando el deslizamiento de los tendones de la musculatura extrínseca e intrínseca de las manos.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado al lado de una mesa manteniendo apoyada la cara palmar del antebrazo a lo largo del borde del tablero, que queda junto a la parte lateral del tronco. La palma de la mano está apoyada en la esquina del tablero, con la muñeca en posición neutra, y los cuatro últimos dedos permanecen extendidos y juntos. El pulgar se  mantiene en abducción apoyado sobre la mesa. Quedan “al aire” los cuatro últimos dedos a la altura de las articulaciones interfalángicas proximales.

Ejecución. El paciente flexiona las articulaciones interfalángicas proximales de los cuatro últimos dedos (manteniendo las restantes extendidas) sobre el borde de la mesa flexionando con fuerza en los grados finales de movimiento. A continuación extiende de nuevo las articulaciones flexionadas sin despegar la palma de la mano de la mesa.

Repeticiones. Realiza dos series de 10 repeticiones.

COMENTARIO

Este ejercicio se realizará si el ejercicio de hacer un puño es insuficiente para movilizar adecuadamente las articulaciones interfalángicas proximales de los cuatro últimos dedos.

EJERCICIO 10

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de movilización de las articulaciones interfalángicas distales de los cuatro últimos dedos.

NOMBRE ABREVIADO. Flexión y extensión de interfalángicas distales de los cuatro últimos dedos.

OBJETIVO. Mantener la movilidad de las articulaciones interfalángicas distales de los cuatro últimos dedos facilitando el deslizamiento de los tendones de la musculatura extrínseca e intrínseca de las manos.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado al lado de una mesa manteniendo apoyada la cara palmar del antebrazo a lo largo del borde del tablero, que queda junto a la parte lateral del tronco. La palma de la mano está apoyada en la esquina del tablero, con la muñeca en posición neutra, y los cuatro últimos dedos permanecen extendidos y juntos. El pulgar se mantiene en abducción apoyado sobre la mesa. Quedan “al aire” los cuatro últimos dedos a la altura de las articulaciones interfalángicas distales.

Ejecución. El paciente flexiona las articulaciones interfalángicas distales de los cuatro últimos dedos (manteniendo las restantes extendidas) sobre el borde de la mesa flexionando con fuerza en los grados finales de movimiento. A continuación extiende de nuevo las articulaciones flexionadas sin despegar la palma de la mano de la mesa.

Repeticiones. Realiza dos series de 10 repeticiones.

COMENTARIO

Este ejercicio se realizará si el ejercicio de hacer un puño es insuficiente para movilizar adecuadamente las articulaciones interfalángicas distales de los cuatro últimos dedos.

EJERCICIOS DE FORTALECIMIENTO

EJERCICIO 11

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de fortalecimiento dinámico con banda elástica de los músculos pronadores del antebrazo

NOMBRE ABREVIADO. Pronación con banda

OBJETIVO. Fortalecimiento de los músculos pronadores del antebrazo.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con los antebrazos cruzados uno sobre el otro por su parte media, las muñecas en posición neutra y las palmas de las manos cerradas. Tiene los codos ligeramente flexionados. El antebrazo colocado en la parte superior está en pronación y el colocado en la parte inferior (con el que se va a hacer el ejercicio) en supinación. Con los dedos de cada mano sujeta los extremos de una banda elástica que mantiene en ligera tensión.

Ejecución. Se efectúa un movimiento de pronación de la muñeca de la extremidad superior colocada inferiormente, hasta que la parte anterior de la mano contacte con la mesa, contra la resistencia de la banda elástica que se mantiene sujeta con la mano contralateral. Se mantiene la banda tensa durante unos 3 segundos y se vuelve a la posición de partida.

Repeticiones. Se realizan progresivamente 3 series de 10 repeticiones con cada mano.

COMENTARIO

Se puede progresar cambiando de banda elástica. En lugar de bandas se pueden utilizar pesas.

 EJERCICIO 12

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de fortalecimiento dinámico con banda elástica de los músculos supinadores del antebrazo

NOMBRE ABREVIADO. Supinación con banda

OBJETIVO. Fortalecimiento de los músculos supinadores del antebrazo

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con los codos flexionados unos 90º y en pronación, las muñecas en posición neutra y con la parte distal de la cara palmar de los antebrazos y las palmas de las manos cerradas apoyados sobre el tablero. Con los cuatro últimos dedos de cada mano sujeta los extremos de una banda elástica que mantiene en ligera tensión. El primer dedo queda colocado junto al segundo sin sujetar con él la banda.

Ejecución. Se efectúa un movimiento de supinación de una muñeca, hasta que el dorso de la mano contacte con la mesa, contra la resistencia de la banda elástica que se mantiene sujeta con la mano contralateral. Se mantiene la banda tensa durante unos 3 segundos y se vuelve a la posición de partida.

Repeticiones. Se realizan progresivamente 3 series de 10 repeticiones con cada mano.

COMENTARIO

Se puede progresar cambiando de banda elástica. En lugar de bandas se pueden utilizar pesas.

EJERCICIO 13

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de fortalecimiento dinámico con banda elástica de los músculos flexores palmares de la muñeca.

NOMBRE ABREVIADO. Flexión palmar con banda

OBJETIVO. Fortalecimiento de los músculos flexores palmares de la muñeca.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa. Mantiene el codo del lado con el que va a hacer el ejercicio en flexión de 90º y la cara palmar del antebrazo, paralelo al plano frontal, mirando al tronco. Apoya el codo y el borde cubital del antebrazo y de la mano de ese miembro superior sobre la mesa. Mantiene esa mano cerrada y la muñeca en posición neutra o en ligera flexión dorsal. La otra extremidad superior está con el codo en ligera flexión (unos 15º) y el antebrazo en pronación, prácticamente perpendicular al otro antebrazo, apoyados sobre el tablero de la mesa. La mano queda cerrada con su parte anterior apoyada sobre la mesa y con la muñeca en flexo-extensión neutra y en ligera desviación radial, por delante del dorso de la otra mano. Con los dedos de la mano más próxima al tronco sujeta la parte central de una banda elástica. Con los cuatro últimos dedos de la otra mano sujeta los dos extremos de la banda que mantiene en ligera tensión. El primer dedo de esta mano queda colocado junto al segundo sin sujetar con él la banda.

Ejecución. Se efectúa un movimiento de flexión palmar de la muñeca de la extremidad superior más cercana al tronco contra la resistencia de la banda elástica que se mantiene sujeta con la mano contralateral. Se mantiene la banda tensa durante unos 3 segundos y se vuelve a la posición de partida.

Repeticiones. Se realizan progresivamente 3 series de 10 repeticiones con cada mano.

COMENTARIO

Se puede progresar cambiando de banda elástica. En lugar de bandas se pueden utilizar pesas.

EJERCICIO 14

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de fortalecimiento dinámico con banda elástica de los músculos flexores dorsales de la muñeca

NOMBRE ABREVIADO. Flexión dorsal con banda

OBJETIVO. Fortalecimiento de los músculos flexores dorsales de la muñeca.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa. Mantiene el codo del lado con el que va a hacer el ejercicio en flexión de 90º y la cara palmar del antebrazo, paralelo al plano frontal, mirando al tronco. Apoya el codo y el borde cubital del antebrazo y de la mano de ese miembro superior sobre la mesa. Mantiene esa mano cerrada y la muñeca en posición neutra o en ligera flexión palmar. La otra extremidad superior está colocada de modo que el antebrazo quede en posición neutra, con su parte proximal pegada al costado y con la mano cerrada apoyada sobre la mesa. Con los cuatro últimos dedos de la mano cuyo antebrazo está apoyado sobre la mesa sujeta la parte central de una banda elástica mientras el primer dedo de esta mano queda colocado junto al segundo sin sujetar con él la banda. Con la otra mano sujeta los dos extremos de la banda que mantiene en ligera tensión.

Ejecución. Se efectúa un movimiento de flexión dorsal de la muñeca de la extremidad superior apoyada en la mesa contra la resistencia de la banda elástica que se mantiene sujeta con la mano contralateral. Se mantiene la banda tensa durante unos 3 segundos y se vuelve a la posición de partida.

Repeticiones. Se realizan progresivamente 3 series de 10 repeticiones con cada mano.

COMENTARIO

Se puede progresar cambiando de banda elástica. En lugar de bandas se pueden utilizar pesas.

EJERCICIO 15

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de fortalecimiento de los músculos lumbricales e interóseos.

NOMBRE ABREVIADO. Sujetar un papel entre los dedos.

OBJETIVO. Fortalecer la musculatura lumbrical e interósea de la mano y estabilizar las estructuras de las articulaciones metacarpofalángicas.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con el codo de la mano con la que se va a realizar el ejercicio flexionado unos 90º y con la cara palmar del antebrazo (que queda paralelo al borde del tablero de la mesa) apoyada en la mesa. La palma de la mano está también apoyada en la mesa y los dedos en aducción. El antebrazo contralateral queda perpendicular al borde del tablero de la mesa y con los dedos primero y segundo sostiene un trozo de papel doblado que queda colocado entre la parte cubital y radial de los dos dedos de la otra mano y que llega hasta la raíz de los dedos (comisura interdigital).

Ejecución. Intenta sujetar el papel con los dos dedos entre los que está colocado mientras con la otra mano intenta desplazarlo horizontalmente (“quitarlo de su sitio”).

Repeticiones. Realiza dos series de 5 repeticiones con cada espacio interdigital de cada dedo de cada mano.

COMENTARIO

En lugar del papel se puede utilizar un trozo de tela o de goma-espuma.

EJERCICIO 16

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de fortalecimiento de los músculos que realizan la desviación radial de la muñeca y dedos con plastilina.

NOMBRE ABREVIADO. Desviación radial resistida con plastilina.

OBJETIVO. Fortalecer los músculos responsables de la desviación radial de la muñeca y de la mano así como las estructuras articulares que proporcionan estabilidad a la articulación radio cubital distal y metacarpofalángicas y movilizar los músculos extensores de los dedos.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con la parte distal de la cara palmar del antebrazo y la palma de la mano que va a realizar el ejercicio colocada sobre ella. Apoya los cuatro últimos dedos, desde la zona correspondiente a las cabezas metacarpianas, sobre un trozo de forma rectangular de plastilina dispuesto sobre la mesa. La muñeca queda en posición neutra y los dedos permanecen con las articulaciones interfalángicas proximales y distales en extensión y muy ligeramente separados entre sí. Ambos codos están flexionados unos 90º y la mano contralateral permanece apoyada sobre la mesa en reposo.

Ejecución. Se realiza una desviación radial de la muñeca y de los dedos, contra la resistencia de la plastilina, recuperando  posteriormente la posición neutra de partida, evitando la desviación cubital de la muñeca y de los dedos.

Repeticiones. Se realizan tres series de 10 repeticiones con cada mano.

COMENTARIO

Este ejercicio se puede hacer simultáneamente con ambas manos. En una sala de terapia de mano se pueden utilizar diferentes tipos de masillas terapéuticas para entrenar al paciente contra resistencias progresivas.

EJERCICIO 17

NOMBRE COMPLETO. Ejercicio de fortalecimiento para los músculos abductores y aductores de los dedos.

NOMBRE ABREVIADO. Abducción y adducción de dedos resistida con plastilina.

OBJETIVO. Fortalecimiento de la musculatura separadora y aproximadora de los dedos.

DESCRIPCIÓN DEL EJERCICIO

Posición de partida. El paciente está sentado frente a una mesa con la parte distal de la cara palmar del antebrazo y la palma de la mano que va a realizar el ejercicio colocada sobre ella. Apoya los cuatro últimos dedos, desde la zona correspondiente a las cabezas metacarpianas, sobre un trozo de forma rectangular de plastilina dispuesto sobre la mesa. La muñeca queda en posición neutra y los dedos permanecen con las articulaciones interfalángicas proximales y distales en extensión y muy ligeramente separados entre sí. Ambos codos están flexionados unos 90º y la mano contralateral permanece apoyada sobre la mesa en reposo.

Ejecución. Se intenta separar y juntar los dedos, sin mover la muñeca, venciendo la resistencia de la plastilina.

Repeticiones. Se realizan tres series de 10 repeticiones con cada mano.

COMENTARIO

Este ejercicio se puede hacer simultáneamente con ambas manos. En una sala de terapia de mano se pueden utilizar diferentes tipos de masillas terapéuticas para entrenar al paciente contra resistencias progresivas.

AVISO MUY IMPORTANTE.

  • Esta entrada de blog es para uso informativo y no debe ser usado como sustituto de consejo médico o del fisioterapeuta como recomendación para cualquier plan de tratamiento particular.
  • Es importante que usted dependa del consejo de un médico o Fisioterapeuta para el tratamiento de su caso particular.
  • Como cualquier fuente de información, puede volverse inexacta con el tiempo.

ESTIRAMIENTO DORSO LUMBAR DE LA ESPALDA

Antes de leer esta entrada de blog recomiendo recapitular la entrada de “Intoducción a los estiramientos” en la que se explica las bases a respetar antes de realizar cualquier ejercicio de estiramiento.

La opción mas simple de estirar la zona dorso lumbar se explica en el siguiente vídeo.

 Imagen de previsualización de YouTube

INDICACIÓN DEL ESTIRAMIENTO

  • Siempre que exista dolor dorso lumbar
  • La realización de este ejercicio suele ser relajante y no provoca molestias que lo puedan contraindicar.
  • No obstante si aparece algún dolor, debemos suspenderlo y acudir a nuestro fisioterapeuta.

 

Si tu condición física es buena y no tienes ninguna lesión en los brazos y espalda podemos aumentar el estiramiento de la siguiente manera.

La finalidad del siguiente ejercicio es llevar la columna a una posición de flexión y luego pasar a una posición de extensión.

Para la flexión debemos intentar tocar con los glúteos los talones. Facilitaremos este gesto empujando con las manos el cuerpo hacia atrás lo máximo que podamos.

No recomiendo este gesto en personas con artrosis de rodillas o lesión de meniscos.

Para la extensión intentaremos llevar la pelvis hacia adelante y abajo hasta alcanzar una forma de bumerang con el cuerpo. Para disminuir el peso corporal, podemos apoyar las piernas en el suelo. Los hombros deben mantenerse los más alejados de la cabeza para que el peso del cuerpo sea sostenido por la musculatura del hombro y no por la articulación.

No recomiendo este gesto en personas con problemas de muñecas.

DSCF2831

DSCF2832

Para aquellos que quieran un poco más de intensidad y reto en el ejercicio, pueden ejecutarlo de la siguiente manera.

La flexión es reemplazada por una posición de pirámide en la que se dirige la pelvis hacia el techo, extendiendo las rodillas todo lo que podamos y empujar con los talones hacia el suelo intentando apoyar toda la planta de los pies en el suelo.

Los brazos empujan el cuerpo hacia atrás para incrementar el estiramiento a nivel isquiotibial.

Para la extensión intentaremos llevar la pelvis hacia adelante y abajo hasta alcanzar una forma de bumerang con el cuerpo. A diferencia con el estiramiento anterior,  debemos evitar el contacto de las piernas con el suelo.  Los hombros deben mantenerse los más alejados de la cabeza para que el peso del cuerpo sea sostenido por la musculatura del hombro y no por la articulación.

No recomiendo este gesto en personas con problemas de muñecas.

DSCF2833

DSCF2834

 

AVISO MUY IMPORTANTE.

  • Esta entrada de blog es para uso informativo y no debe ser usado como sustituto de consejo médico o del fisioterapeuta como recomendación para cualquier plan de tratamiento particular.
  • Es importante que usted dependa del consejo de un médico o Fisioterapeuta para el tratamiento de su caso particular.
  • Como cualquier fuente de información, puede volverse inexacta con el tiempo.

 

ESTIRAMIENTO PARA LOS ADUCTORES

Antes de leer esta entrada de blog recomiendo recapitular la entrada de “Introducción de los estiramientos” en la que se explica las bases a respetar antes de realizar cualquier ejercicio de estiramiento.

Imagen de previsualización de YouTube

INDICACIÓN

  • Personas que trabajan mucho tiempo sentadas
  • Después de practicas deportivas que exija semiflexión de rodilla ( fútbol, baloncesto, voleibol, etc)
  •  Cuando existen molestias por sobrecarga de esta zona o de la zona lumbar, cadera o pubis.

 

PRECAUCIONES

  • Sospecha de rotura de fibras
  • Ciatalgias agudas
  • lumbalgias agudas
  • procesos reumáticos importantes
  • Cuando la posición provoque dolor en alguna articulación circundante.

 

El grupo de músculos aductores está formado por cinco músculos:

El músculo pectíneo, es un músculo que se origina en la ingle y se inserta en el fémur.

El músculo aductor largo, que también se origina en la ingle y se inserta en el fémur

El músculo grácil o recto interno, también se origina en la pubis pero recorre la pierna hasta justo debajo de la articulación de la rodilla en la parte interior de la pierna.

El músculo aductor corto que se ubica detrás del pectíneo.

El músculo aductor mayor es n gran músculo triangular, situado en el lado medial del muslo.

Aquí puedes ubicarlos con facilidad:


aductores

 

FUNCIÓN DE LOS MUSCULOS ADUCTORES

Cómo su nombre indica la función principal de los músculos aductores de la cadera,  es la aducción de la articulación de la cadera, es decir, acercan las pierna hacia la línea medial del cuerpo.

Asimismo, contribuyen a la rotación externa (pectineus, aductor corto y el aductor mayor), la rotación hacia adentro (inserción tendinosa del aductor), flexión (todos) y la extensión (la inserción tendinosa del aductor).

Algunos músculos aductores tienen funciones independientes; por ejemplo, el músculo gracil ayuda a flexionar la rodilla. El aductor mayor gira la parte frontal de la pelvis hacia arriba (rotación posterior en lugar de rotación anterior).

Aparte de estas acciones básicas de movimiento, el grupo aductor tiene gran importancia en nuestra estabilidad y equilibrio.

Al caminar, estos músculos funcionan para mantener la pierna en posición y evitar el desplazamiento lateral de la pierna y mantenerlas rectas.

AVISO MUY IMPORTANTE.

  • Esta entrada de blog es para uso informativo y no debe ser usado como sustituto de consejo médico o del fisioterapeuta como recomendación para cualquier plan de tratamiento particular.
  • Es importante que usted dependa del consejo de un médico o Fisioterapeuta para el tratamiento de su caso particular.
  • Como cualquier fuente de información, puede volverse inexacta con el tiempo.

 

EL COLEXIO OFICIAL DE FISIOTERAPEUTAS ALERTA A LA POBLACIÓN DE LOS PELIGROS DEL INSTRUSISMO SANITARIO

 

Recuerda a la población que los cursos ofertados por academias y centros privados carecen de validez académica y no habilitan ni legitiman para el ejercicio de ninguna profesional sanitaria, como es la Fisioterapia
Los fisioterapeutas son los únicos profesionales sanitarios legalmente habilitados con competencias para aplicar técnicas de osteopatía, terapias manuales, masoterapia, quiropraxia, quinesiología, kinesiotaping, vendajes funcionales, drenaje linfático, fisioestética…
Octubre 2013 

Ante la proliferación de publicidad engañosa que cada inicio de curso inunda nuestros pueblos y ciudades, el Colexio Oficial de Fisioterapeutas de Galicia hace un nuevo llamamiento a la población, advirtiendo de que los únicos profesionales habilitados legalmente con competencias para la aplicación de técnicas como masajes y quiromasajes terapéuticos, vendajes funcionales, osteopatía, drenaje linfático, quiropraxia, kinesiotaping, terapias manuales… son los fisioterapeutas.

El Colexio de Fisioterapeutas de Galicia realiza este nuevo llamamiento a la población ante la aparición, nuevamente, de un gran número de anuncios de academias y centros de formación privados que organizan cursos con denominaciones como quiromasaje terapéutico, quiropraxia, terapias manuales y términos similares, pero que carecen de validez académica y, por lo tanto, no habilitan ni legitiman profesionalmente para el tratamiento de enfermos o lesionados.

CoFiGa insiste en aclarar a todas las personas interesadas en formarse en estas materias y ejercerlas profesionalmente, que deben cursar los estudios de Grado en Fisioterapia, que en el caso de Galicia se imparten en la Facultad de Fisioterapia de la Universidad de A Coruña (UDC) y en la Facultad de Fisioterapia de Pontevedra (Universidad de Vigo). 

Y es que, como garantía para la población, la enseñanza de las profesiones sanitarias, como es el caso de la Fisioterapia, está totalmente reglada: Ley 44/2003, de 21 de noviembre, de ordenación de las profesiones sanitarias.

Peligro para la salud
CoFiGa también alerta sobre los riesgos que para la salud pública entraña tratarse por profesionales no sanitarios. Las personas que cursan este tipo de cursos carecen, en la mayoría de los casos, de formación cualificada; existiendo, además, un escaso rigor científico en alguna de las materias impartidas por los docentes.

Con este llamamiento, el Colexio Oficial de Fisioterapeutas de Galicia se dirige fundamentalmente a aquellos jóvenes que, desinformados y confundidos por la constante publicidad que realizan dichas academias privadas, desean informarse sobre la validez de los títulos ofertados.

Lucha contra el intrusismo 
La lucha contra el intrusismo profesional es uno de los principales objetivos del Colexio Oficial de Fisioterapeutas de Galicia, que periódicamente recuerda a la población que los únicos profesionales habilitados legalmente para la aplicación de técnicas y procedimientos específicos de la Fisioterapia (terapia manual, osteopatía, quiropraxia, vendaje funcional, drenaje linfático, masaje terapéutico….) son los fisioterapeutas, ya que la Fisioterapia es una profesión reglada por la Ley de Ordenación de Profesiones Sanitarias 44/2003, sus estudios universitarios recogidos en la Orden CIN 2135/2008 y el ejercicio profesional de los fisioterapeutas, regulado en el Real Decreto 1001/2002, que aprueba y recoge los Estatutos Generales del Consejo General de Colegios de Fisioterapeutas de España. 

Denuncias 
Ante esta situación, el Colexio Oficial de Fisioterapeutas de Galicia viene interponiendo denuncias ante la Inspección Sanitaria de Galicia por la publicidad engañosa empleada en este tipo de cursos no homologados de terapias manuales como masajes, osteopatía, quiropráctica… y otro tipo de denominaciones, ofertados por las academias y escuelas de formación privadas.

Para ello, CoFiGa anima a sus colegiados/as para que denuncien ante el Colexio todos aquellos centros en los que aparezcan los términos “masaje terapéutico”, “vendajes funcionales”. Desde CoFiGa les informaremos de los pasos a seguir. 

Por su parte, los “estafados” por el intrusismo también pueden dirigirse al Colexio, donde se les indicaremos igualmente sobre los pasos a seguir en el caso de querer denunciar los hechos acaecidos.

Estas denuncias también pueden realizarse y canalizarse a través de la Plataforma Stop al Intrusismo Sanitario (www.stopintrusismosanitario.com), a la que pertenece el Colexio Oficial de Fisioterapeutas de Galicia. 

Identificación visible de los fisioterapeutas
El Colexio Oficial de Fisioterapeutas de Galicia también informa a la población de que todos los fisioterapeutas que ejercen en Galicia, tanto en la Sanidad pública como en la privada, deben estar perfectamente identificados, con su nombre y número de colegiado en un lugar visible de su indumentaria.

El Colexio Oficial de Fisioterapeutas de Galicia garantiza que todos sus colegiados están legalmente acreditados para su ejercicio profesional.

Además, para ejercer la profesión de fisioterapeuta es obligatorio ajustarse a las bases del Real Decreto 1277/2003, apartado U 59; y en el caso de Galicia, al Decreto de la Xunta 12/2009, que regula la autorización de centros servicios establecimientos sanitarios de Galicia.

Información 
Para recabar información al respecto, los interesados pueden dirigirse al Colexio Oficial de Fisioterapeutas de Galicia: 
– 981 21 22 46 (en horario de 10-14h)
– info@cofiga.org
– www.cofiga.org

post

ORÍGENES DEL MÉTODO

JOSEPH H. PILATES (1880-1967)

joseph-pilates

 

Joseph Hubertus Pilates (Mönchengladbach, Alemania, 1880 – Nueva York, Estados Unidos de América, 1967) fue el creador de un método de entrenamiento físico-mental al que llamó Contrología, por primar el control de la mente sobre el cuerpo. Hoy en día es conocido como Método Pilates o simplemente Pilates.

PRIMEROS AÑOS

Joseph Pilates nació en la pequeña localidad de Mönchengladbach, cerca de Düsseldorf. Su padre, cuyo apellido original era Pilatu, era de ascendencia griega y fue un galardonado atleta en Alemania. Su madre era naturópata y de ascendencia alemana. Parece ser que durante su infancia los demás niños le insultaban diciéndole “Poncio Pilato, asesino de Jesucristo”, por lo que más tarde decidió cambiar su apellido.

Joseph fue un niño flaco y enfermizo. Padeció asma, raquitismo y fiebre reumática, por lo que desarrolló una musculatura débil que derivó en alteraciones posturales y en anquilosis articular (disminución o imposibilidad de movimiento), al punto de necesitar una silla de ruedas para desplazarse.

En una época y en una ciudad donde no era fácil conseguir bibliografía, el pequeño Joseph intentaba leer sobre diversos temas como anatomía, biología y física, buscando la manera de fortalecerse mediante el ejercicio físico. Según se dice, solía limpiar el jardín de un vecino a cambio que éste le permitiera disfrutar de su biblioteca, una de las más completas de la diminuta ciudad de Mönchengladbach.

También pasó mucho tiempo estudiando el movimiento de los animales, filosofías orientales y los métodos de entrenamiento de los antiguos griegos y romanos, a quienes admiraba porque consideraba que habían conseguido el ideal de equilibrio entre el cuerpo, la mente y el espíritu. Así, practicó diversas disciplinas que influirían en su método de entrenamiento, como culturismo, lucha, yoga, tai chi, meditación zen y gimnasia, a lo que sumó el estudio de la mecánica corporal y de la correcta respiración.

Fue tal su determinación para mejorar que a los catorce años, superadas sus enfermedades, comenzó a posar como modelo anatómico y con el tiempo se convirtió en un gran deportista, consiguiendo cierto éxito como boxeador y gimnasta, y adquiriendo un buen nivel en natación, submarinismo y esquí.

TRASLADO A INGLATERRA

En 1912 se trasladó a Inglaterra para mejorar su técnica como boxeador; trabajó también en el circo y como instructor de defensa personal (se dice que enseñó a los detectives de Scotland Yard). En 1914, convertido en estrella circense, viajó por todo el país (junto con su hermano) realizando un número en el que se presentaba como “una estatua griega viviente”. Al llegar a Lancaster, y con el comienzo de la Primera Guerra Mundial, fue internado (debido a su nacionalidad alemana) en un campo de concentración.

Allí se empeñó en adiestrar a los internos en lucha y defensa personal para mejorar su estado físico, y empezó a idear una serie de ejercicios especialmente diseñados para ser realizados en el reducido espacio del que disponían, lo que supuso un gran avance en el desarrollo de su método. Posteriormente fue trasladado a otro campo de concentración en la Isla de Man, donde trabajó como camillero en un hospital y comenzó a tratar a heridos de guerra. Como a muchos de ellos su estado de salud no les permitía levantarse de sus camas, tuvo que valerse de su imaginación y creatividad para utilizar los escasos elementos de los que disponía. Esa es la razón por la cual sus primeros aparatos contaban con poleas, bandas, cuerdas y un sistema de muelles en los que apoyaban las extremidades mientras se ejercitaban. Trabajó los ejercicios desarrollados por él para suelo, y los adaptó a la modalidad de trabajo con resistencia. Fue tan potente la recuperación que experimentaban los prisioneros que al poco tiempo, los guardias del campo de trabajo también comenzaron a practicar el método. Pronto se instauró como una actividad obligatoria dentro del campo.

En 1918 una epidemia de gripe asoló Inglaterra (se estima que perecieron 200.000 personas). Sin embargo, en el campo de prisioneros la epidemia no causó ninguna baja. Este “milagro” se atribuiría a los beneficios del sistema de entrenamiento que Pilates inventó, hecho que trascendió y contribuyó a aumentar su fama.

Tras la guerra regresó a Alemania. Su trabajo con los internos del campo de concentración ya era conocido; tal es así que fue invitado a entrenar a la policía militar de Hamburgo en autodefensa. Asimismo trabajó con Rudolf Von Laban y Eugen Sandow (considerado el padre del culturismo), pioneros en técnicas de movimiento, así como con Mary Wigman, una famosa bailarina y coreógrafa que introdujo algunos de los ejercicios de Pilates (como calentamiento) en sus clases de danza. Durante estos años se dedicó también a la rehabilitación de veteranos de guerra, para lo que instaló sobre sus camas cuerdas que inmovilizaban las extremidades, y posteriormente poleas, lo que sería el origen de dos de las máquinas de entrenamiento que posteriormente desarrollaría, el trapecio (o cadillac) y el reformer.

Su fama se extendió entre la clase médica, ya que con su método conseguía que la rehabilitación de los enfermos fuera más integral y rápida. Entre 1923 y 1926, según las distintas biografías, fue invitado a entrenar al nuevo ejército alemán, pero al no estar de acuerdo con la política alemana renunció al cargo.

Una de las figuras destacadas entrenadas por Pilates fue el famoso boxeador alemán Max Schmelling. Cuando Schmelling decidió emigrar a Estados Unidos pidió a Joseph que lo acompañe, para asesorarle tanto como boxeador como para mantener su preparación física. El representante de Schmelling se comprometió con Pilates en montarle un estudio en Nueva York, a cambio de que le acompañe.

LOS AÑOS DORADOS

En el barco que le trasladaba a Estados Unidos conoció a la que se convertiría en su segunda esposa, Clara (no hay datos sobre su primer matrimonio). Clara era una enfermera y maestra infantil que padecía artritis y a la que trató durante el viaje para aliviar sus dolores. En 1926 abrieron en Manhattan (New York), en el número 939 de la Octava Avenida, esquina a la calle 56, un estudio para enseñar su método. Allí comenzó a trabajar con los aparatos que había diseñado para rehabilitación, el cadillac y el reformer, y creo otros nuevos, como la silla Wunda o el barril. Se dice que el primer barril lo hizo con uno de cerveza y que usó las abrazaderas para crear el círculo mágico (o flex-ring). Las máquinas fueron fabricadas por su hermano Fred, que era carpintero, razón por la cual, siguiendo esta tradición, hoy en día siguen fabricándose en madera y acero.

Pronto se hizo popular entre coreógrafos y bailarines, ya que en el mismo edificio había varios estudios de danza y locales de ensayo. Su método ayudaba a los bailarines a mejorar su técnica y a recuperarse de las frecuentes lesiones derivadas del entrenamiento intensivo. Empezaron a acudir a su estudio famosos coreógrafos como Ruth St. Denis, Ted Shawn, Jerome Robbins, George Balanchine y Martha Graham. También otras personalidades como el actor José Ferrer o el escritor Christopher Isherwood. La coreógrafa Hanya Holm comenzó a incorporar los ejercicios de Pilates a sus clases.

En 1934 publicó junto al editor Judd Robins Your Health: A corrective system of exercising that revolutionizes the entire field of Physical Education (“Tu Salud: Un sistema correctivo de ejercicio que revoluciona todo el campo de la Educación Física”), un pequeño librito de apenas sesenta páginas en el que, con un lenguaje que en algunos momentos puede resultar anticuado hoy en día, expone su filosofía vital y su revolucionarias (para la época) teorías sobre salud, higiene y ejercicio físico. El libro está acompañado de fotografías del propio Pilates y de otras personas, que aclaran y refuerzan estas teorías. En el último capítulo incluso propone unos nuevos modelos de sillas y camas, cuyos prototipos construyó él mismo. El título de sus diez capítulos da una idea de su contenido y del pensamiento de Pilates: Una grave situaciónSalud, una condición normal y natural;Deplorables condicionesHacia abajo¡Remedios de sentido común!Contrología;Equilibrio de cuerpo y mente¡Primero educar a los niños!¡Hechos probados! y Camas y sillas de nuevo estilo.

Entre 1939 y 1951, Pilates y su esposa acudieron al festival de danza Jacob’s Pillow, en las montañas Berkshire, en Massachusetts. Mucha gente rica y famosa, aunque también de otras clases sociales, comenzó a asistir a su estudio y se convirtió en un personaje conocido pues, a pesar de cuidar su salud, solía ser el rey de las fiestas y era un gran amante del whisky y de fumar puros, como demuestran algunas fotografías. También era habitual verle corriendo por las calles de Manhattan en pleno inverno, vistiendo tan solo un diminuto bañador.

En 1945 publica, junto a William J. Miller y también con Judd Robbins como editor, su segundo y último libro, Return to life through Contrology (“Regreso a la vida a través de la Contrología”), un manual en el que, tras una introducción de Miller explicando los fundamentos del método, se muestra, con fotografías del propio Pilates (que por entonces contaba con 65 años de edad), la ejecución de 34 ejercicios básicos.

Pilates falleció en octubre de 1967, a los 87 años de edad. Dos años antes, el fuego había arrasado su estudio y, según algunas biografías, su fallecimiento fue causado por las heridas que sufrió al día siguiente del incendio, al visitar los restos del gimnasio intentando salvar algunas de sus pertenencias. Sin embargo, Mary Bowen, una de sus alumnas, afirma que murió por un enfisema. Su esposa Clara se hizo cargo del estudio, hasta su fallecimiento en 1977.

Fuente: Wikipedia 

Los siguientes vídeos nos dejan testimonio de lo que era una clase con el autor del método.

 

Imagen de previsualización de YouTube

Imagen de previsualización de YouTube